Esencias Triunidad
RV® Remedio Vital® Dinamización & Reparación

RV® Remedio Vital® Dinamización & Reparación

El Remedio Vital® es un preparado con dos Esencias Diente de León-Taraxacum® y Salvia®.

¡Remedio Vital® es el remedio para dinamizar!

¡El proceso Alquímico del dinamizador es producir una fuerza extra en los momentos en los que se requiere de la unión de las dos fuerzas ascendente y descendente para reparar el Cuerpo de Luz! Y así volver a la armonía.

El Remedio Vital® logra reparar, llevar a reconectar el cuerpo biológico, energético, como el proceso lumínico. El Diente de León-Taraxacum® por su potencial en la reparación en todo proceso traumático, doloroso, en crisis, coma, shocks, roturas de huesos, fibras, músculos, golpes, accidentes, inflamaciones agudas, traumas, y post traumas. En los casos en los que la persona cuyo estado requiere una activación del sistema vital, devuelve la consciencia, la calma y fuerza vital. La Salvia® actúa en el cuerpo vital a través de la fuerza ascendente, con una frecuencia vibratoria para los campos emocional, energético y vital, aportando valor y ganas de vivir. El Remedio Vital® puede utilizarse con gran eficacia, junto con Escaramujo®, en los trastornos degenerativos profundos.

El Remedio Vital® puede tomarse en la reparación del proceso de las cirugías en el parto, Cesáreas, Fórceps, etc. En el post parto en la recuperación. En estados inflamatorios profundos como artritis, gota, hemorroides, tratamientos de quimioterapia, radioterapia.

El Remedio Vital® con su fuerza repara el sistema vital dotándolo de Coraje, Fuerza, Fe, Calma y Armonía total.

Dinamizar implica llevar al organismo los biorritmos de cada órgano y la frecuencia de cada sistema. La respuesta podemos explicarla con lo que pasa con un reloj, en este caso, el reloj biológico. Es cierto que cada parte o sistema del reloj ha de funcionar por sí mismo y suministrar la fuerza a los siguientes para que en su conjunto sean Uno. Cuando un trauma ocurre el cerebro pasa a un sistema de respuesta compensatorio, es decir, es posible que tengamos un colapso o coma o nos quedemos paralizados. Con esta explicación biológica es fácil ajustar todas las partes del trauma a la reparación.

Toda respuesta compensatoria que puede ser fiebre, mareos, convulsiones, etc. ha de ser dinámica para que podamos mantener constantes vitales para con ellas ir recuperando el alma y el cuerpo.

Dosificación: La frecuencia en la toma del Remedio Vital® es de 2/3 gotas cada dos horas hasta que la mejoría vaya aumentando, dejando una dosis de 5 gotas 3 veces al día hasta conseguir la recuperación.
 

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad